Mostrando entradas con la etiqueta CLUB ESQUI ATLETISMO CAJA RURAL. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta CLUB ESQUI ATLETISMO CAJA RURAL. Mostrar todas las entradas

15 junio 2012

CUATRO TEST CON BUENA NOTA

Diecisiete días sin dar un paso fueron la causa de que ayer disfrutara como pocas veces esos diez kilómetros, que sirvieron para varias cosas: a) para contactar con la Vega porque ya estaba aflorando la nostalgia; b) para comprobar si ya estaba totalmente desterrada la alergia, principio de bronquitis o lo que fuera la afección que me ha anulado durante dos semanas; c) para realizar el primer test con las nuevas Progrid Ride 3 y, de camino, probar asimismo las medias de compresión Saucony que vinieron en el mismo pedido de las zapatillas; d) para comprobar el estado de forma, tras un parón de casi tres semanas (desde la prueba de Órgiva), de cara al trámite de la prueba de fondo de Dúrcal del próximo domingo. Muchos interrogantes. Por lo que iré desgranando y dando respuesta a cada uno de ellos: 
a) El contacto con la Vega fue nuevamente mágico. Aproveché momentos de silencio y tranquilidad, como siempre, a una hora aún más tranquila ya que corrí durante la primera parte del partido de España con Irlanda (y es que he de reconocer que cada vez me interesan menos los espectáculos de masas y el juego entre millonarios, que, además, según las últimas noticias no se muestran demasiado solidarios con la hacienda pública); b) Sí, la alergia o el principio de bronquitis, o lo que fuera, está totalmente superado, siendo decisiva esa visita reciente a la costa gaditana y la buena dosis de sal yodada; c) El test con las nuevas Saucony Progrid Ride 3 ha sido mucho más completo de lo que esperaba. Diría más, extraordinario. Lo que realmente me ha sorprendido de esta zapatilla es la fusión entre estabilidad y agilidad. El mercado no hace zapas voladores para corredores de 80 kgr. o más -y hace bien-, pero sí modelos ligeros pero suficientemente estables y reforzados. Y si algún modelo tiene esas virtudes es éste. Suena un poco raro y quizá pretencioso, pero es impresionante cómo la ligereza de la zapatilla obliga a tus piernas a ir a un ritmo superior. Junto a ellas, entrené las medias de compresión de Saucony que veis en la foto y, por fin, encuentro unas medias-calcetín completas y lo suficientemente reforzadas, sin optar necesariamente por unas pantorrilleras sin calcetín. Estas "Saucony Elite Compression Sock" son verdaderamente sorprendentes; d) En cuanto al estado de forma, me fue grato comprobar que no lo había perdido. Entre la ligereza que imprimían las zapas, las ganas de correr  y la motivación por hacerlo, esos diez kilómetros salieron, sin pretenderlo en absoluto, en menos de 50 minutos, que apenas pude calcular porque la batería del GPS Forerunner 305 volvió a dejarme tirado en el kilómetro 8. Es hora de cambiarlo (este aparato lo deja totalmente nuevo Garmin a un precio más o menos razonable, pero he decidido desprenderme de él -¿a alguien le interesa una ventajosa transacción de este GPS?-  y optar por un nuevo modelo ¿Alguna idea?). 
Por tanto, en pocas ocasiones tantos test juntos han puntuado con nota en una sola tacada. 



Y ya preparados para correr el domingo en Dúrcal. Una carrera que para mí será más que discreta, como un entrenamiento más. Pero hay que estar porque me comunica Alejandro que habrá foto de largo con la nueva equipación de "The runners MIB".    

13 junio 2012

NUEVA EQUIPACIÓN DEL CLUB DE ESQUI -SECCIÓN ATLETISMO- DE CAJA RURAL DE GRANADA

(PINCHAD EN FOTOS PARA VER MEJOR)
  





Cuando pasé a recoger la nueva equipación de nuestro club, Caja Rural de Granada, comprendí que había habido una clara inclinación por romper con las equipaciones tradicionales caracterizadas por colores vivos y que -en verdad- ya están un poco explotadas. Por ello, agradecí esa inclinación por la moda "dark", dando un matiz muy "gótico" a nuestra nueva indumentaria, alejada de ser bautizada por las marcas tradicionales por las que hemos optado en años anteriores -New Balance y Nike-.  
Un color negro riguroso en un tejido altamente técnico resulta deslumbrante. O al menos a mí me lo parece; y cuenta con la ventaja -se dijo en la reunión con cierta ironía- de esconder, como todo tejido negro, esos kilos que por lo general siempre nos sobran a los corredores populares. 
En la presentación, el representante de esta marca, de nombre Five Bioceramics, se deshizo en elogios sobre este nuevo tejido que, según reza la propia propaganda de la marca, ha sido testado por atletas y que gracias a su producto sintético Biocerámico mejora la termodinámica corporal y el rendimiento, evitando olores al tiempo que disminuye los dolores musculares. Lógicamente, se trata de mucha literatura propagandista que hay que creer a medias como con toda la publicidad. Lo importante será cómo se comporte esta prenda en competición, sin que crea en absoluto que nos vaya a hacer más resistentes, más rápidos o más delgados. Lo importantes es que su avanzado tejido cumpla con su misión técnica para el que está concebido. 
Por lo pronto, agradecer a nuestro club la gentileza en ofrecernos ésta, ya, cuarta equipación, que llevaremos con la mayor entereza y honestidad por las calles y plazas de las ciudades y pueblos en las que compitamos. Larga vida. 

08 mayo 2011

II GRAN PREMIO DE FONDO "VILLA DE SALOBREÑA" (8/5/2011)



Faltaron 350 metros para cubrir la distancia de 10 kms., pero la sensación al acabar la prueba era que habíamos corrido una clásica prueba de diez kilómetros. De hecho, contaba con casi todos los ingredientes que ha de tener una prueba de esta distancia, principalmente, rapidez, terreno llano y buen clima. Sin embargo, existen dos elementos que impiden que sea la prueba perfecta: uno de ellos es precisamente su distancia incompleta; el otro el exceso de vueltas por un mismo terreno, no tanto por el terreno en sí, sino por esas siempre indeseables "rotondas de conos" que tanto tiempo hacen perder, aunque es comprensible que esas repeticiones sean necesarias para cubrir diez kilómetros por una localidad no demasiado grande y que cuenta con un tanto por ciento muy elevado de casco histórico en terrible cuesta, en torno a su magnífico castillo árabe. Pero también existen otros elementos que hacen que esta prueba de Salobreña no sea perfecta: las enormes aglomeraciones de corredores en la salida, si bien este elemento es connatural en una prueba popular y mucho nos alegramos de una participación tan alta: casi setecientos atletas.
Además, se trata de una prueba muy cómoda en su logística porque llegar a Salobreña un domingo de mayo desde cualquier lugar de la provincia de Granada o de otras limítrofes o cercanas es fácil toda vez que existen un buen nivel de comunicación por autovía, si bien no desde todos los accesos, aunque sí desde Granada tras muchos lustros de ineficacia política.
Particularmente, ha sido una de las pocas pruebas "lejana" en las que he tenido tiempo más que suficiente, incluso, para trotar algo que no es demasiado habitual en quien esto suscribe. Elementalmente fui a correr y pocos minutos debí perder en la siempre necesaria y aconsejable vida social toda vez que a las doce de la mañana estaba tomando un segundo desayuno tardío en casa. Todo muy rápido. ¿Pero fue rápido mi concurso en la prueba? Yo diría que algo más discreto que en las últimas pruebas de diez kilómetros de las últimas fechas, si bien he de decir que en todo momento mantuve la convicción inicial de no forzar en exceso y sí correr por sensaciones. Creo que finalmente lo conseguí.
No puedo decir que no sufrí. Correr 9600 metros en 42'15'' para mí supone sufrimiento, pero me sentí bastante cómodo a lo largo de toda la distancia, a pesar de la apreciable humedad propia de una prueba en la costa y del progresivo calor a medida que avanzaba la prueba.
Exceptuando el rápido kilómetro 2 que corrí conversando con Víctor Bernier, de Las Verdes -que me contagió con su experiencia en el Maratón de Boston-, todos los demás estuvieron entre los 4'15'' y los 4'25'', ritmos que en estos momentos manejo con cierta solvencia para una prueba de diez kilómetros.
En la anterior entrada escribía sobre las series, indicando que me es posible actualmente hacer cinco de mil entre 3'52'' y 4'09'', por lo que poder manejar ritmos en diez kilómetros por debajo de 4'10'' de media implica mejorar esos tiempos en series. Todo corredor debe ser consciente de sus tiempos y de su estado de forma al tiempo que ha de comprender -antes que sea demasiado tarde- que la mejora sólo puede venir por la vía del entrenamiento, mezclando rodajes con calidad, pero sin olvidar el descanso, los ejercicios complementarios, la elongación, la técnica de carrera y la nutrición. Todos esos elementos son necesarios compatibilizarlos si queremos ver los resultado en la competición.
Dicho todo esto, he de decir que cuando conducía en dirección a Granada tras la prueba me sentía satisfecho. Satisfecho no sólo de poder seguir cumpliendo las expectativas en la competición sino de poder seguir corriendo y disfrutando con este deporte.
A estas alturas un corredor con casi un lustro de dedicación concienzuda ya debe saber que no corre sólo por motivos deportivos sino como una faceta fundamental de su existencia, algo que cada año que cumple tiene más sentido y significado.
Un último apunte con relación a esta joven prueba de Salobreña a la que deseo larga vida: no cuesta mucho que la camiseta sea técnica; de hecho las de algodón ya están progresivamente desapareciendo del panorama atlético popular. Por lo demás, buena organización en general en cuanto al control de los pasos, aunque mucho se agradecería que la logística en cuanto a la retirada de la bolsa del corredor fuera algo más eficaz y rápida, que es algo que agradecerá el corredor que viene de dejarse casi mil calorías por las calles y plazas de la localidad.
Una buena prueba en líneas generales, para rodar rápido y para disfrutar de su clima y entorno.
Y un inciso final con relación al club al que pertenezco, Esquí Atletismo Caja Rural de Granada, que está demostrando un excelente nivel, costando cada vez más estar entre los primeros lugares de llegada en la clasificación particular que arroja la organización, algo que me parece positivo y alentador y prueba del sacrificio y mejora de corredores, como es el caso de Fernando Medina, que está teniendo una progresión particular impresionante. Enhorabuena a él y a todos sus integrantes.

AQUÍ UNO QUE DECIDE ABANDONAR LAS REDES SOCIALES

  Yo siempre he entendido que las redes sociales son Facebook, Twitter e Instagram, por citar las más conocidas y usadas por todo el mundo, ...