Mostrando entradas con la etiqueta CUIDARSE. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta CUIDARSE. Mostrar todas las entradas

30 julio 2012

VOLVER Y NO PARECERSE AL DE LA FOTO

Hay una cosa que me parece muy gratificante: volver de un viaje en el que has holgazaneado, comido y bebido más de lo normal, en el que no has calzado ni por asomo una zapa, en el que has trasnochado, en el que has visto a alguien corriendo y has mirado para otro lado, en el que has pasado por una tienda de artículos de running y has preferido irte al bar de al lado, en el que has debilitado tu musculatura, en el que probablemente has aumentado de peso, en fin, en el que has hecho todo lo contrario a las sagradas reglas necesarias para el buen correr y al volver, decía, salir a correr y comprobar que no has perdido un ápice de forma, que avanzas sin dificultad y hasta con ligereza y que los diez kilómetros que has hecho para desintoxicar y elevar el tono de la musculatura, te han sabido a poco. 
Porque siempre queda la duda de que eso no sea así y te veas arrastrándote por esos caminos de Dios, arrepintiéndote como un vulgar Judas Iscariote de todos esos excesos y alegrías que te das, exclusivamente, cuando viajas.  
Es decir, que te vanaglorias de volver y no parecerte a éste: